Un paseo por las nubes con sabor a “terroir” calchaquí

Turismo 14 de enero Por
Comenzaron con singular éxito las salidas programadas por el Ente Tucumán Turismo destinadas a recorrer las bodegas tucumanas.
1452732348%20-%20IMG_0199-713x_

Las mañanas de los viernes en Tafí del Valle arrancaban hasta hace poco, para los veraneantes y turistas, con el aroma del desayuno en sus bares, hoteles o cabañas. El pan casero de miga firme y escasamente alveolada invita a saborear los dulces de la zona, junto al tradicionalmente urbano café con leche o el mate cocido con incayuyo, poleo o cedrón. O todos ellos.

Pero esto está cambiando desde el último viernes, cuando el primer contingente con interesados en efectuar la“Visita a las Bodegas” de la Ruta del Vino tucumana desde la principal villa veraniega, organizada por el Ente Tucumán Turismo conducido por Sebastián Giobellina y bajo la órbita del Ministerio de Desarrollo Productivo, salió en busca del auténtico “terroir” calchaquí desde la céntrica Avenida Perón esquina Tupac Amaru. Fueron 16 paladares en búsqueda de nuevos sabores, con la expectativa de adquirir experiencias directamente  donde se produce la mágica alquimia originada en las uvas, presentados por sus propios hacedores. 

La excursión guiada, prevista para las 8:30 h. y con una duración de 9 horas, llevó  los primeros excursionistas a su primera parada en la nueva Bodega Comunitaria Los Amaicha, de la Comunidad Indígena Amaicha del Valle, primer establecimiento de este tipo que administra un pueblo originario, donde personal a cargo del emprendimiento colectivo detalló las características del mismo. Las primeras etiquetas “Sumaj Kawsay”(Buen vivir)  y “Kusilla, Kusilla” (Sé propicia, ayúdame), vocablos de raíz ancestral que aún hablan los pueblos originarios de la zona, fueron los nombres elegidos para bautizar el producto de uvas Malbec y de uvas Criollas, respectivamente. Esta última encontró su lugar en el mundo en estas alturas para desarrollarse de forma única, con diferentes características a las conocidas en otras latitudes. El grupo inicial se deleitó durante el recorrido con las vistas del valle y descubrió datos de interés de la historia, geografía, cultura y tradiciones.

La travesía continuó hacia Colalao del Valle con la visita a Altos La Ciénaga, desde la cual fueron conducidos al patio de  una antigua casona familiar acondicionado para la ocasión y coronado por una generosa parra, donde fueron recibidos por su elaborador Rolando “Rolo” Díaz, que exhibió sus vinos junto a una cuidada selección de quesos de la zona, apropiados para maridar el fresco torrontés, malbec y uno especialmente producido a partir de uva criolla.

Concluida la segunda bodega, cercano al mediodía, fue el turno de Bodegas y Viñedos Arcas de Tolombón enChañar Solo, cuna de las etiquetas “7 Vacas” y “Lengua Negra”, que presentó las variedades Tannat, Malbec,Cabernet y Cosecha Tardía. En la oportunidad, personal del establecimiento  desarrolló una charla que apuntó a enriquecer la experiencia de degustación de los vinos. 

A la hora del almuerzo se aguardaba al grupo en Amaicha para reponer fuerzas, donde las comidas regionales fueron las protagonistas, y continuar luego el paseo en el Museo de la Pachamama.

Las artesanías también formaron parte de la salida al visitar a Hugo Astorga y sus tapices destinados a caminos de mesa y alfombras, en Ampimpa, que brindó detalles del proceso de elaboración de sus tejidos. La actual Ruta del Artesano en Tafí del Valle encontrará su continuidad en la que se está desarrollando actualmente en Amaicha del Valle y sus puntos intermedios con la incorporación de numerosas iniciativas que rescatan técnicas ancestrales con elementos autóctonos. Hacia el final de la tarde, el grupo, con los sentidos cargados de recuerdos y sus vinos adquiridos a los propios productores,  regresaron a Tafí y celebraron la realización de la "Visita a las Bodegas".
Al respecto, el titular del Ente Tucumán Turismo resaltó el sentido de la actividad diseñada para el calendario de verano en Tucumán: “Implementamos los tours de vinos para estimular el crecimiento y desarrollo de la actividad enoturística de la provincia. La combinación de la actividad vitivinícola con el turismo ofrece diferentes alternativas y constituye una oportunidad única para crear un producto singular, que corresponda a la demanda que las nuevas tendencias basadas en la generación de experiencias que impliquen un contacto directo con el productor y su territorio”.
El acompañamiento durante la “Visita a las Bodegas” es realizado por Susana Saquilán, una de las guías preparadas por el programa de formación en Guías Turísticos. Las inscripciones son libres y gratuitas, con cupo limitado, y se reciben en la oficina de Información Turística de Tafí del Valle.
La Ruta del Vino tucumana es un emprendimiento conjunto del EATT junto al IDEP y la Cámara de Bodegueros de Tucumán que desde el año 2011 dio origen a Vinos del Tucumán, encauzando bajo una marca lo que la fértil tierra calchaquí generosamente brinda en sus parrales.

Te puede interesar