El Gobierno intensifica trabajos de reordenamiento e inclusión barrial

Tucuman 08 de septiembre de 2018 Por
Inclusión social
Manzur-vecinos-LS-2

La casa de Arminda Barrera y su hija Cecilia, en barrio Alberdi Norte, funciona como un centro de apoyo escolar, desde hace dos años, al que asisten más de 150 niños a hacer las tareas, realizar actividades recreativas y recibir una merienda. Hasta allí llegó el gobernador, Juan Manzur, para conocer a la familia que brinda su propio hogar para brindar contención. Además, supervisó tareas de limpieza en la zona.

Estamos en una casa de familia donde funciona un merendero que empezó con 10 chicos. Fue creciendo y hoy hay más de 150 niños que hacen apoyo escolar, desde primer grado hasta sexto, y se van sumando otros vecinos en forma cotidiana para ayudar”, sostuvo el Gobernador luego de visitar a la familia, en pasaje Monserrat al 2.100 de la capital tucumana.


El merendero fue creado como una respuesta solidaria para contener a los chicos que muchas veces quedaban solos en sus casas, cuando sus familias salían a trabajar. El espacio funciona los lunes, miércoles y viernes por la tarde. “Esto tiene que ver con la solidaridad que hay en los barrios tucumanos, con la idea de ayudarnos entre todos”, afirmó el Primer Mandatario.

De acá lo más importante que se llevan los chicos son los valores, el cariño y la comprensión que les brindamos todos los días”, contó Cecilia, la impulsora de convertir la galería de su casa en un espacio dedicado a los pequeños del barrio. “Esto surgió por la necesidad de los chicos, no queríamos verlos en la calle, entonces con las compañeras del barrio nos organizamos aquí”.
 

NGN